DIP con crema de chocolate {o eres de Nutella o eres de Nocilla}

Nutella DIP DIP

¿Alguna vez habéis probado el Dip Dip de Nutella o Bollycao? Creo que es una de las meriendas más sencillas y más buenas que existen… pues imaginaros si pudierais hacerla vosotros mismos, sin conservantes ni aditivos de ningún tipo. Pues es tan sencillo como preparar unos grisines (o palitos de pan) y acompañarlo con nutella o nocilla.

Y esto me abre otro tema… ¿vosotros sois más se Nutella o de Nocilla? No quiero abrir una guerra al más puro estilo Colacao vs Nesquik, pero tengo que decir que donde esté la Nutella, ¡que se quite lo bailao! ;P

La idea de esta receta surgió después de que la semana pasada improvisáramos una cena “gourmet” en casa y preparara unos grisines. En esa ocasión los hice salados: unos con escamas de sal y otros con hierbas provenzales. Salieron tan ricos que pensé que había que explotar la receta… y entonces la Nutella vino a mi mente.

¡Vamos con la receta! Podéis preparar cantidades industriales de palitos, se conservan bien cerrados en una bolsa hermética.

Nutella DIP DIP

Receta Dip Dip casero – palitos de pan

Ingredientes

410 gr de harina normal

1 sobre de levadura de panadero

120 gr de agua templada

90 gr de leche

50 gr de aceite de oliva virgen extra

10 gr de azúcar

8 gr de sal

Nutella DIP DIP

Elaboración

En un bol, ponemos la harina con el azúcar y la sal. Mezclamos bien y hacemos un hueco en el centro. En el centro, ponemos la leche, el azúcar, el aceite de oliva y el agua templada. Ponemos la levadura en el centro para que se disuelva en el agua.

Ahora mezclamos bien. Si lo hacéis a mano tardaréis algo más pero se puede hacer sin ningún problema. En caso de que tengáis Kitchen Aid o similar, ponéis el accesorio gancho y lo movéis hasta que quede bien integrado y no quede harina en los bordes del bol.

Sacamos del bol. Veréis que tiene una textura perfecta: no se pega, no se rompe… es de las masas más cómodas de trabajar que he encontrado. Ahora estiramos con un rodillo, con un grosor de no más de unos milímetros, aunque dependerá de cómo queréis que sean los palitos. Pensad que en el horno crecen un poco.

Una vez estirada la masa, con una forma más o menos cuadrada o rectangular, cortamos con un cuchillo tiras de 1cm con un cuchillo.

Nota: Si queremos hacer los palitos salados, este es el momento de ponerle las escamas de sal, las hierbas provenzal, el orégano, lo que se nos ocurra.

Después separamos con cuidado y hacemos los palitos, a modo de churritos. Cortamos de la medida que queramos y los vamos colocando en la bandeja del horno.

Horneamos a 200º unos 15 minutos. Los sacamos del horno y vamos haciendo los demás que siguen crudos (podéis poner más de una bandeja con palitos a la vez).

Una vez estén todos horneados, bajamos la temperatura del horno hasta los 130º y horneamos los palitos de nuevo, esta vez durante 20 minutos. Este paso es el que hará que los palitos queden crujientes.

Sacamos del horno y dejamos enfriar por completo. Ahora solo falta poner un cuenquito de nutella un poco deshecha (con el calor de estos días solo hace falta que la dejéis tal cual está). ¡Y a merendar!

Gracias y… have a sweet day! 🙂

firma

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s